Archivo de la categoría: Ambiente

El ozono en las piscinas y la memoria del agua en la piel.

La vida se organiza a partir de elemento simples, como el oxígeno, el carbono, el nitrógeno, el hidrógeno y luego unas decenas más de elementos naturales, que no llegan a cien en total. Sin embargo la complejidad de la vida es infinita, la humanidad además le ha agregado una cantidad excesiva de elementos llamados sintéticos y otros derivados que conviven a diario con nosotros en la vida moderna.

girlpoolLa desnaturalización de los elementos biológicos en los procesos de producción y consumo humano, han generado nuevas enfermedades que van en desmedro de la calidad de vida por la que trabaja la medicina.

Particularmente el agua es un bien natural del cual depende no sólo la vida en general, sino en particular la calidad de la vida de las personas.

Portadora de vida el agua es vulnerable a todo tipo de contaminaciones y desde el principio de nuestra cultura la humanidad entendió que debía tratar o depurar el agua para poder consumirla. En el siglo pasado se generó una fuerte costumbre de clorar el agua para evitar el contagio bacterial de enfermedades. En esta línea bio química del desarrollo del tratamiento del agua los aportes de cloro se fueron haciendo cada vez más agresivos, con consecuencias de deterioro crónico de la salud.

La piel, además de ser el órgano del sentido del tacto que envuelve nuestro cuerpo y nos permite relacionarnos sensorialmente con el mundo inmediato, es también nuestra imagen de salud. La juventud se expresa exteriormente en la piel, de la vitalidad de esta membrana depende la buena (o mala) oxigenación de los tejidos subcutáneos, depende también la correcta (o incorrecta) detoxificación natural por exudación de nuestro cuerpo.
En el verano la piel está sobre expuesta, por el calor, por los rayos del sol y ….por el cloro de las piletas.

Para proteger la piel, no tanto con cremas costosas y complejas, la calidad del agua de las piscinas puede ser ahora mejorada mediante el aporte de ozono.

El ozono es simplemente una manera de manifestarse o estructurarse del oxígeno, estrictamente una variable triatómica . Ozono (O3) son tres átomos de oxígeno. Y este gas tiene la propiedad de producir un potente efecto bactericida (hasta dos mil veces más que el cloro) en un periodo de tiempo muy breve y, en tanto el ozono es una formación sumamente inestable, en menos de un minuto luego de su acción desinfectante el ozono se convierte nuevamente en oxígeno.
De modo que las piscinas tratadas con ozono no sólo evitan los efectos perjudiciales del cloro, sino que además aportan efectos saludables.

El ozono desinfecta los poros de la piel y actúa contra la dermatitis y las infecciones bacterianas, elimina las células muertas, previene las manchas, retarda notablemente el envejecimiento de la piel y estimula la formación de vitamina D en la epidermis, manteniéndola firme.
En la actualidad, el ozono es una terapia indispensable en las consultas de dermatología sobre todo en procesos infecciosos generados por estafilococos o bacilos productores de gas. En quemaduras, el tiempo de recuperación y la regeneración celular se acorta significativamente por la activación de la epitelización y la disminución de la tendencia a retraerse las cicatrices.

Todas estas propiedades del ozono lo han convertido en una poderosa herramienta en tratamientos para mejorar la estética en el hombre.
Un ejemplo de sus bondades se muestra en el acné. Hoy se conoce que el origen del acné está mediado de forma principal por factores hormonales, además de intervenir factores ambientales y de conducta, como la alimentación.
El acné aparece cuando un poro se tapona por la grasa y enquista. Después puede infectarse por manipularse y en algunos casos pueden producirse quistes supurados.
Puede aparecer en cualquier edad, pero es más frecuente en jóvenes, en personas con piel muy grasa y en mujeres en períodos de cambios hormonales importantes como el premenstrual y la menopausia, entre otros.

Debido al proceso infeccioso que puede desencadenar, el tratamiento debe comenzar en cuanto aparezcan los primeros signos del acné.
El ozono se ha convertido en uno de los tratamientos más efectivos y rápidos para el acné. Por su poder desinfectante actúa de forma eficiente en los poros eliminando las dermatitis y las infecciones bacterianas asociadas. Además elimina células muertas de los poros, por lo que ayuda a mantener la piel limpia y aumenta la oxigenación de los tejidos. Contribuye también a la formación de vitamina D en la piel, ayudándola a mantenerla joven y elástica.

Para el acné, el ozono se utiliza aplicando su efluvio directamente sobre la piel  aumenta de forma paulatina su intensidad por el tiempo que uno quiera al ser utilizado las piscina ozonizadas.

De modo que los tratamientos de desinfección naturales del agua de las piscinas, como lo es el caso del ozono,  aportan  un tipo de calidad de vida en línea con un criterio distinto al del placer exceso o riesgo, ahora al contrario, el placer de gozar de una piscina con agua tratada con ozono nos permita disfrutar de nuestro organismo en plenitud de vitalidad y en sinergia con los elementos naturales.

 

Dr. Luis Alejandro Mazzarini
Medico Toxicólogo Esp. Ambiente
Director H&E Consultora Riesgo Salud y Ambiente

 

Visita a Planta de Tratamiento

En la agenda de visitas realizadas en estos días por nuestra propuesta de tratamiento de líquidos cloacales, estuvimos el viernes pasado en la Planta de Tratamniento de Efluentes que la EMOS tiene aguas abajo del río que atraviesa la Ciudad.

planta 1planta 2
Allí pudimos realizar un recorrido que nos permite conocer mejor sobre las posibilidades que tenemos de reutilizar y ampliar esta planta reformulando los criterios de tratamiento que actualmente tiene.

planta 6
En esta visita contamos con la presencia del Ing. químico Omar Daniel Alonso, especialista de primer orden a nivel nacional y latinoamericano en el tema de efluentes cloacales.

planta 20

Efluentes Cloacales: Crisis y oportunidades

En el marco de nuestro trabajo al respecto de incidir y colaborar en el planteo y solución de los problemas ambientales que padece nuestra Ciudad de Río Cuarto y zona, el pasado Jueves 21 de Agosto estuvimos en el Consejo deliberante de la Ciudad, exponiendo nuestra perspectiva y propuesta al respecto de la aguda crisis ambiental por el tema de efluentes cloacales.

foto fachada consejo
Allí aportamos una propuesta de cambio de paradigmas al respecto de la lógica lineal de consumo tendiente a usar y tirar, en el sentido de comenzar a valorar la reutilización, en este caso de agua, y el saneamiento a cargo de quien ensucia, en este caso el tratamiento de líquidos cloacales.
El Médico Toxicólogo especialista en medio Ambiente Luis Alejandro Mazzarini (Río Cuarto) y el Ing. Químico Omar Daniel Alonso (Neuquen) expusieron es ese sentido sobre los peligros para la salud y las ventaja de los tratamientos y reutilización propuesta por la Consultora. 

foto charla daniel
En la oportunidad contamos con la presencia de un interesante público donde se destacaban las Autoridades por el oficialismo y por la oposición del directorio de la EMOS, los presidentes de los bloques del oficialismo y de la principal oposición, tanto como referentes de las organizaciones sociales que forman parte de la Comisión de Ecología y Medio Ambiente de Río Cuarto y otras que participan del Consejo Consultivo Ambiental de la Ciudad de río cuarto, además de público en general interesado en la temática.
Todas y todos nos comprometimos en seguir avanzando en intensificar el cuidado del medio ambiente y en particular el tratado de efluentes cloacales.

foto afiche connsejo

LAS AGUAS BAJAN TURBIAS

El uso que le damos al agua en esta zona mediterránea está ligado a la idea de recurso abundante y es ese imaginario el que es necesario cambiar. Hoy debemos comenzar por  interpretarnos como parte del ciclo del agua, atendiendo a que nuestro organismo tanto como el de todos los seres vivos está mayoritariamente compuesto por agua.

 

Casi 170 mil habitantes de la ciudad de Río Cuarto vierten prácticamente todos sus efluentes cloacales crudos al río. Se calcula que se arrojan 2 millones de litros por hora, que suman 48 millones por día.

Mientras la discusión política pasa por las diferencias económicas, no tratar los efluentes urbanos lleva consigo un alto riesgo salud frente a la aparición  de una serie de enfermedades transmisibles por el agua, producidas por un sinnúmero de organismos patógenos.

Estudios de la Universidad Nacional de Río Cuarto advirtieron hace ya varios años sobre el impacto ambiental que los efluentes pueden causar al río, aguas abajo. En 2011 detectaron contaminación aun a 18 kilómetros del punto de vertido afectando a localidades ubicadas aguas abajo del río, como Reducción, Alejandro Roca, Los Cisnes y La Carlota”.

En tanto, por el crecimiento demográfico de la ciudad la antigua Planta de Tratamiento estuvo más de 30 años fuera de Servicio.  En febrero de 2003 fue reinaugurado luego de un complejo proceso de refuncionalización que permitió recuperar una parte de su funcionalidad, la cual no llega a cubrir el 20 por ciento del total de líquidos. Además, en estas últimas décadas se han extendido las redes de cloacas abarcando a mayor población y territorio.

 

Cambiar los conceptos

Para avanzar hacia un modelo de desarrollo sustentable en la depuración de los líquidos cloacales es importante tener en cuenta, por un lado, que los tratamientos deben ser ecológicos y por otro lado que no podemos seguir acumulando cantidades enormes de agentes contaminantes.
Hoy es posible tratar los líquidos cloacales en cada sitio, ya sea una vivienda o una industria, a valores mucho más económicos socialmente que el costo salud actual. De modo que a la red vaya luego agua medianamente regular, sin bacterias ni tóxicos.

AA032163 (1)

Procesos de Oxidación Avanzada

Los procesos oxidativos avanzados se presentan como una excelente opción para el tratamiento de efluentes cloacales, como es el caso de conglomerados urbanos que tienen una alta carga orgánica para degradar, pues permiten una remoción más rápida que los procesos convencionales.

Se propone instalar un sistema de tratamiento de líquidos residuales para la degradación  biológica  y oxidativa de los líquidos provenientes del sistema cloacal, utilizando digestión anaeróbica en primera instancia y Ozonización como método de degradación aeróbica en segunda instancia

Los procesos de digestión anaerobia son utilizados para el tratamiento de aguas residuales, donde una corriente contaminada de aguas residuales con una alta carga orgánica es procesada por bacterias que se alimentan de estos componentes orgánicos, en ausencia de oxígeno. De esta forma produce biogás, que se compone principalmente de CO2 y metano. Se producen también lodos residuales, que constan de subproductos orgánicos y biomasa. El resultado más importante, es que se obtiene una corriente de agua con menos contaminación orgánica, por lo que las ventajas de la digestión anaerobia son la buena eficiencia en la eliminación de la demanda de oxigeno, la baja producción de lodos, y el bajo consumo de energía.

Luego se incorpora una etapa aeróbica con aporte de una mezcla aire – ozono en donde  el alto potencial de oxidación del Ozono, permite utilizarlo no solo para oxidar materia orgánica y compuestos químicos del agua sino también para desinfección final del efluente.
Por si  mismo, solubilizado en el agua, el Ozono es capaz de precipitar el hierro y manganeso, eliminar fenoles y cianuro, degradar grasas, aceites y detergentes, eliminando del efluente los aspectos indeseables del mismo, como el olor y color transferidos por los contaminantes.
La ruptura oxidativa de los enlaces carbono-hidrogeno, permite transformar elementos de difícil degradación biológica, en partículas de reducido tamaño, fácilmente  asimilables por las bacterias.
Siendo el Ozono, trece veces más soluble en el agua que el oxigeno molecular, su poder oxidativo y oxigenante lo ejerce a gran velocidad, comparativamente con la aireación natural, provocando la rápida descomposición de la materia orgánica.

 

Es económico cuando es ecológico

La puesta en marcha de esta práctica de depuración en cada sitio  significara en el futuro inmediato una solución permanente, ya que dentro de algunos años, si incorporamos a los estándares de diseño el tratamiento de efluentes, es decir que tanto para los edificios como para las viviendas o los comercios e industrias, obligatoriamente el municipio exija plantas de tratamientos in situ, luego no habrá necesidad de enormes inversiones públicas en plantas de tratamiento. Aquí hay que trasladar el costo de sanear los líquidos  a la inversión inmobiliaria, y no como sucede en la actualidad que vamos a terminar pagando con fondos públicos para atender un crecimiento que mayoritariamente se ha desarrollado en inmuebles para renta.

 

Dr. Luis Alejandro Mazzarini
Medico Toxicólogo Esp. Ambiente
Director HE Consultora  Riesgo Salud y Ambiente

Medio Ambiente Tóxico

La Toxicología Clínica y  Ambiental en los estudios epidemiológicos poblacionales.

Le epidemiología molecular surge de la mano de los avances tecnológicos de las últimas décadas y es una herramienta práctica, certera  y económica para observar tendencias de grandes grupos poblacionales.

 En la carreara entre el progreso y sus consecuencias negativas para la salud y el ambiente, la epidemiología clásica, con datos recabados de la evidencia clínica, análisis químicos tradicionales y la entrevista, permitió inferir la relación entre cierta presencia recurrente de enfermedades y la exposición a determinados contaminantes.

Sin embargo, la información sobre el estado de salud-enfermedad de la población, tal cual como se está obteniendo y presentando, merece por lo menos ser revisada.

Por ejemplo, mientras hay en el mundo una mayor conciencia de la relación entre el cáncer y la contaminación ambiental, a la vez que el cáncer ocupa cada vez una mayor participación en el conjunto de enfermedades, la información que nos ofrece el Ministerio de Salud de la Provincia de Córdoba, a partir del Registro Provincial de Tumores, para los años 2004 a 2009[1], nos muestra una reducción  de casos totales de alrededor de un 15 por ciento. Y esto contradice las estadísticas disponibles a nivel mundial y la percepción que podemos tener en la clínica.

De todos modos, los datos que se pueden obtener siempre van a mostrar una parte del estado de situación real, distorsionada por los grados diferentes de cobertura entre distintos estratos poblacionales y cuidado de la salud, o el error humano en la toma de la información, entre otros factores de distorsión.

Aquí es donde la epidemiología molecular puede prestar un importante servicio al legislador y al funcionario de salud.
Hoy es posible – y muy necesario – atender las posibilidades que brindan los avances tecnológicos en la búsqueda de información.

La disciplina de la epidemiología molecular provee un marco ideal para la investigación del efecto combinado de los tóxicos ambientales y los factores genéticos. Esto se ha visto facilitado por los avances en la comprensión del genoma y epigenoma humano , el desarrollo de tecnologías de tasa de transferencia más eficientes para el procesamiento y el análisis de marcadores biológicos, y el desarrollo de estrategias analíticas sofisticadas para manejar la complejidad de los datos generados.

Los últimos años han sido testigos de un crecimiento exponencial en la publicación de estudios epidemiológicos enfocados en el análisis de la susceptibilidad genética a varias enfermedades, tales como cáncer, diabetes, obesidad, enfermedades neurodegenerativas como Esclerosis Múltiples, Parkinson y otras.

Riesgo Salud y Medio Ambiente

Luego de los grandes avances de la medicina clásica, acelerados en el último siglo por la farmacopedia bioquímica, hoy el desafío es atender la demanda de enfermedades recurrentes, crónicas y degenerativas originadas en el estilo de vida y la contaminación de los ambientes. El nuevo territorio en disputa está atravesado por posturas que enfrentan, por un lado, el progreso clásico que propone profundizar el crecimiento del modelo actual perfeccionando las remedaciones, y por otro lado el conservadurismo ambientalista que contrapone la necesidad de dar un golpe de timón en el sentido contrario.

En este debate, hoy más vigente que nunca, la salud tiene que ocupar un lugar central y convertirse en un criterio consensuado de toma de decisiones políticas. Debemos entender que las políticas de salud deben dejar de ser interpretadas como remediaciones posteriores al modo en que vivimos, y convertirse en criterios ordenadores del modelo de desarrollo a futuro.

La Medicina actual, mediante una determinación de laboratorio especializado en Toxicologia ambiental permite saber el nivel de riesgo Toxicológico a través de analizar el Residuo como si estuviéramos averiguando como sale la basura de nuestro cuerpo, de igual manera como la sacamos de nuestros domicilios. Comemos, absorbemos sustancias, metabolizamos y elegimos lo que sirve y no sirve y eliminamos esos residuos.

En interacción con el Medio Ambiente Tóxico hay una gran lucha para defendernos: contamos con el sistema inmunológico, el sistema endocrino, el sistema emocional y el Epigenetico, además de otros, que tratan de resguardar nuestra integración de equilibrio entre la salud y la enfermedad.

Y tanto el estado de acumulación tóxico de nuestro organismo como la respuesta inmunológica pueden ser estudiados mediante la epidemiología molecular.
De modo que las Instituciones Oficiales de la Salud Pública deben procurar estudios poblacionales epidemiológicos predictivos de acuerdo al nivel de Riesgo Toxicológico Ambiental, de modo de establecer un marco de estudio de impacto ambiental de las diferentes actividades a partir de esa lectura sobre las enfermedades crónicas, recurrentes y degenerativas.

La información sobre la salud pública es una garantía que respalda el Derecho de la Salud, en ese sentido político la epidemiolegía molecular es un aporte a la calidad institucional.

 

Luis Alejandro Mazzarini
Médico Toxicólogo
Director HE Consultora Riesgo Salud y Ambiente.



[1] http://prensa.cba.gov.ar/salud/se-presenta-el-informe-sobre-cancer-en-la-provincia/

[2] http://prensa.cba.gov.ar/salud/se-presenta-el-informe-sobre-cancer-en-la-provincia/

El agua y el bien común.

El Agua es un Bien Comunitario,  es decir que el agua la compartimos solidariamente con todas las especies vivas del planeta y de cómo la usemos depende la vida tal como la conocemos.  

foto gota de agua

El consumo de agua dulce de la humanidad está repartido en Agricultura, un 70%, Industria, un 22% y uso Doméstico, un 8%. Ahora bien, si pensamos en el agua como elemento imprescindible para la sobrevivencia humana, vemos que en el siglo pasado  fuimos capaces de producir  excedencia de alimentos, no obstante lo cual según datos de la FAO hay 800 millones de seres humanos que padecen hambre. Esto nos advierte al respecto de que el uso del agua en Agricultura hoy no está manejado racionalmente sino en función de la oportunidad de negocios del agro. Pareciera que el criterio es ver cuán más dinero podemos obtener del uso del agua, y en esa lógica el agua se convierte en una mercancía.
En la industria, a su vez, las tecnologías extractivistas, como los transgénicos,  la fractura hidráulica o la minería a cielo abierto,  afectan la cantidad y calidad del vital elemento, compitiendo con la necesidad doméstica y contaminando el agua con químicos.
Por último, el uso doméstico de agua está pésimamente distribuido, ya que 880 millones de personas en el mundo no tienen agua potable, siendo que la cantidad de agua  que se potabiliza podría cubrir las necesidades de la población mundial.
Las grandes diferencias entre países industrializados y países productores de materia prima tienden a agrandarse de acuerdo al uso actual del agua,  ya que cuando exportamos cereales estamos trasladando suelo y agua.

 

Río Cuarto, un caso simbólico

Una persona, según estimaciones de la OMS, podría arreglarse con 120 lts/día de agua potable. En Argentina se utiliza un promedio  de 265 lts/día, pero en Río Cuarto los funcionarios de EMOS sostienen que estamos gastando 350 lts/día de agua potable.  Así es que a mediano y largo plazo vamos a tener serios  problemas en la provisión de agua, mientras que en la actualidad esa provisión es precaria. Pero también hay que repasar estos números con el agua potable que utilizan industrias y natatorios.

Es que la extensión de las redes de agua y cloacas no han ido de la mano, durante las últimas décadas, con la inversión  de base, es decir de  los pozos,  las bombas, las plantas potabilizadoras y las plantas de tratamiento cloacal. La presión social ha hecho que se extiendan redes que no pueden ser bien atendidas, que constantemente sufren roturas, que llevan poca presión de agua, y en cuanto al tratamiento las plantas son insuficientes, cuando no inexistentes.

Prácticamente toda el agua de los sanitarios de toda la ciudad se vierte sin ningún tratamiento en el río. En este sentido también hay que destacar que muy cercano al vertedero que el EMOS tiene en el  río, en la zona Este, se encuentra el enterramiento de basura, donde se van acumulando y descomponiendo 300 toneladas de basura diaria. Todo esto junto hace que las zona de río abajo de la ciudad sea un sitio contaminado con consecuencias socio ambientales impredecibles.

El Nuevo Paradigma del tratamiento del agua de uso doméstico.

En una lógica distinta, de empoderamiento  de la sociedad a partir de su acción solidaria con el medio ambiente, debemos pensar ya no en reparar sino en evitar todo desarrollo que produzca daño ambiental . En ese sentido es  importante el aprovechamiento óptimo del agua y la autoregulación natural.
La idea es separar las aguas negras (inodoro) de las grises (lavatorios-baño-cocina-lavarropas), a fin de poder, por un lado, aprovechar las aguas grises reutilizando parte de ellas en los inodoros, y por otro lado poder diferenciar el tratamiento que unas y otras requieren para su decontaminación.

Desde hace años  hay en el mercado digestores para tratar los líquidos cloacales que cumplen el rol de las viejas cámaras sépticas en cada vivienda, y ahora esto se completa  con el desarrollo de  una tecnología limpia y natural a través del manejo del ozono, la cual  permite desinfectar bacteriológicamente esas aguas antes de enviarlas a la red cloacal.
El objetivo a mediano y largo plazo debiera ser que cada vivienda, industria o comercio tenga su propia mini planta de tratamiento, y así no producir las grandes concentraciones que luego requieren inversiones monstruosas.  Lo importante es que la aplicación de esta nueva metodología además de eco lógica, es accesible a los presupuestos  típicos de la etapa de construcción de una vivienda. La inversión se puede compartir con el vecino  más próximo para abaratar los costos en los barrios de clase media, y para el caso de propiedades de mucho valor que tengan parques esto debería ser obligatorio, ya que el agua tratada puede ser re utilizada para riego y el costo de la implementación del sistema resulta ínfimo con relación al total del valor inmobiliario..

Hay una vieja frase que dice que si quieres resultados distintos no debes hacer siempre lo mismo. De manera que si vamos cambiando nuestra cultura de tratamiento de líquidos cloacales, en cincuenta años habremos resuelto el problema de manera sustentable,  mientras que aunque   la suerte en la disputa partidaria le diera a Río Cuarto  la posibilidad de construir la planta depuradora gigante que necesita hoy imperiosamente, del mismo modo dentro de cincuenta años, con el crecimiento de la población, estaríamos igual que ahora.

 

HE CONSULTORA RIESGO SALUD AMBIENTE
consultorariesgosalud@gmail.com

OZONO: LA SALUD DE LA NATURALEZA

“TRATAMIENTO MEDICO UTILIZANDO LA ACCION BIOLOGICA”

Piletas purificadas por ozonización es la mejor manera de conjugar el placer con la salud.

Es el olor característico del aire después de una lluvia con tormenta eléctrica. Martin Von Morun en 1785 lo denominó como el olor de la materia eléctrica, pero fue  Christian Schönbein en 1840 quién le dio el nombre de Ozono (del griego ozein: oler). Es ligeramente azul y se encuentra concentrado en la atmósfera aproximadamente a 30 kilómetros de altura, formando un escudo natural que nos protege de los rayos ultravioletas. Químicamente es una variable triatómica del oxígeno (O3) que el hombre ha aprendido a producir, a partir del aire atmosférico de la superficie, mediante la generación de pequeñas tensiones eléctricas controladas.

El ozono es capaz de conseguir una potente oxidación de la materia orgánica, por esta propiedad es muy efectivo en el tratamiento del aguas, ya que es hasta 3000 veces más rápido y eficaz que el cloro destruyendo virus, bacterias y una serie de organismos cloro-resistentes sin originar subproductos ni olores y sabores extraños en el agua, debido al hecho de que la molécula de ozono, tras un tiempo relativamente corto, se transformará de nuevo en oxígeno renovándose al ambiente del que proviene.
En las piscinas, la purificación del agua mediante ozono, a través de un mezclador en línea en movimiento, permite eliminar la aplicación de cloro y evitar así  efectos dañinos sobre la piel y alergias.  Además, el agua ozonizada produce una mayor oxigenación de la piel y  al provocar la oxidación de los radicales libres de los ácidos grasos de la epidermis disminuye las posibilidades de las manchas producidas por la exposición al sol.
La utilización del ozono es una tecnología limpia, porque no deja residuos ni toxinas, y también sustentable en la medida que se vale del oxígeno existente en el aire y luego de su acción lo devuelve al ambiente.

El Ozono Médico

En medicina el ozono se obtiene de oxígeno puro en una proporción adecuada a cada tratamiento.  La ozonoterapia es una medicina de procedencia natural en la cual el ozono funciona como una mono droga, denominada desde el punto de vista químico como peróxido de oxígeno. En estos tratamientos el ozono a su gran capacidad oxidante le agrega otros efectos en su interacción con el oxígeno celular.

Puede mejorar la circulación sanguínea, en especial la micro circulación. El ozono actúa sobre los ácidos grasos insaturados de los glóbulos rojos de tal manera que aumenta su elasticidad. También se produce un aumento de la oxigenación celular, ya que el ozono incrementa la capacidad de la sangre de ceder el oxígeno a los tejidos periféricos.

Otra propiedad es la capacidad antiinflamatoria y reductora del dolor. El ozono medico cuando se aplica a un tejido activa en el mismo la producción natural de mediadores antiinflamatorios y anti-oxidantes que combaten el dolor y la inflamación.
Bien utilizado, es una eficaz herramienta para el tratamiento complementario de diversas afecciones músculo-esqueléticas (artritis, artrosis, fibromialgia, desórdenes circulatorios que afectan a la cicatrización de tejidos (Enfermedad de Raynaud, ulceras infectadas, trastornos tróficos isquémicos), patología herniaria discal (discolisis) y patología inflamatoria del tracto gastrointestinal

Las vías de administración pueden ser varias en función de la enfermedad a tratar. Se puede usar de forma tópica (bolsas, pomadas) para problemas de piel como heridas o úlceras. También se puede usar de forma interna mediante inyecciones subcutáneas, interarticulares, intramusculares e incluso intravenosas, dependiendo del objetivo a conseguir.

Como conclusión, podemos decir que el uso de ozono en medicina es una práctica que permite tratar el dolor, cicatrización y regeneración de tejidos de manera modulada.

Dr. Luis Alejando Mazzarini
Médico Toxicólogo – Director IMEB

FARMACOGENETICA: Respuesta personalizada a los fármacos

Las intoxicaciones y eventos no deseados producidos por los medicamentos son cada vez más frecuentes en la actualidad.

Si bien los medicamentos son fabricados a partir de drogas genéricas que los mercados de fármacos ofrecen global mente, cada hombre o mujer es singular, y en tanto tal establece una personal y única relación con los fármacos. Además, en muchos casos los efectos de ´los remedios´ pueden ser dañinos al organismo por mal uso, como es el caso de los diagnósticos erróneos, la prescripción del medicamento equivocado o de una dosis equivocada del medicamento correcto, los trastornos médicos, genéticos o alérgicos subyacentes, la auto medicación  y el incumplimiento del tratamiento prescrito.

Sigue leyendo

Las Adicciones Tóxicas

Hoy se sabe que entre el 80 y el 90% de los cánceres que padece el hombre tienen un origen ambiental.
Por medio ambiente humano se entiende todo aquello que hace a la existencia de las personas durante sus vidas:  el aire, el agua , los alimentos , las radiación solar, sus hábitos, las tareas que realiza, los fármacos que consume y las relaciones interpersonales.

Sigue leyendo