Ozonoterapia

¿De qué se trata?

El ozono para uso medicinal es una mezcla de oxigeno-ozono, que se logra por el paso de oxigeno puro por una descarga eléctrica de alto voltaje y alta frecuencia. Esta reacción química, realizada por un equipo especial de electromedicina, produce un gas con distintas concentraciones de ozono, acorde a la patología y el tratamiento. El gas, al entrar en contacto con el organismo produce cambios químicos terapéuticos.

Ozonoterapia

Beneficios

Beneficios

El ozono tiene una acción desinfectante ya que logra acabar con bacterias, virus y hongos, algo de lo que el oxígeno carece. También actúa junto a la sangre ayudando a beneciar el rendimiento energético del organismo, y trabaja a nivel celular reactivando aquellas partes del cuerpo que no funcionan bien. El ozono mejora la circulación y el estado de oxigenación del organismo ya que activa los sistemas celulares encargados de esa función.

Aplicaciones

  • Desordenes Circulatorios
  • Afecciones Intestinales
  • Dolor Agudo y Crónico
  • Heridas Infectadas
  • Reumatismo y Artritis
  • Enfermedades Infecciosas

Conocé + sobre nuestros Programas de Restauración Biológica